La Oratoria de los Líderes

portadalol

“Palabras sabias para describir una idea, palabras sinceras para transmitir una emoción, y palabras sencillas para que se cumplan al pie de la letra» Andrés Bello”

 OBTENGA SU COLLAR DE PERLAS

Hace unos años atrás un hombre recibió una buena noticia de parte de su hija porque había conseguido buenas calificaciones en su escuela. Entonces le obsequió una perla, por lo que la niña se sintió muy feliz. Tiempo después, la niña recibió un premio por la coral infantil de la escuela y su padre le regaló otra perla. Pasados los días, la niña ganó la medalla de oro en un campeonato de tenis; su padre, sintiéndose muy feliz, le regaló a su hija una tercera perla. Pero el padre estaba muy atento a lo que su hija hacía con las perlas y observó dónde las guardaba. Días después le preguntó: ¿Hija, dónde están las perlas que te regalé? La niña le respondió: Papá la primera perla la guardé en una gaveta de mi escritorio y no la consigo. La segunda perla decidí tenerla conmigo, la guardé en un bolsillo de mi pantalón y la extravié. La última perla la guardé en un lugar tan seguro que no logro encontrarla.

Entonces el padre abrió su mano y dejó ver las tres perlas y le dijo: Esta vez te voy a dar las perlas, pero te las colocaré en este collar. La niña muy feliz vio cómo su papá metía en el collar cada perla e inmediatamente se colocó su collar en el cuello. A los días hubo un gran terremoto en el pueblo y se perdieron todos los bienes materiales. No hubo pérdidas humanas y la familia tuvo que mudarse y empezar de nuevo.

Veinte años después la niña, ya hecha toda una mujer, conversaba con su padre y recordaba aquella época del terremoto y le dijo: Papá, perdimos todo en aquel terremoto, pero hay algo que conservo en perfecto estado y tocándose su cuello; le mostró el collar de perlas que el padre le había regalado. El hombre muy orgulloso lentamente y con una voz muy suave le susurró: «Las perlas están más seguras si se mantienen en un collar».

 Moraleja: Cuando tenga perlas, si desea conservarlas, colóquelas en un collar.

 ESTO NO ES SÓLO UN LIBRO

 Me siento muy feliz porque usted ha empezado esta lectura. Y quiero iniciar haciéndole dos preguntas que puede responder mentalmente o por escrito en las líneas de abajo. ¿Qué es un modelo? Y, ¿para qué sirve un modelo?__________ _______________________________________________________________________________________________

En la actualidad hay mucha información. En mi libro La Comunicación de los Líderes y sus 12 Secretos menciono que hoy en día estamos en la era de la información, porque en el mundo de hoy existen muchos datos y referentes de fácil acceso. Con la expansión de internet y de la telefonía móvil celular podemos decir que la información creció exponencialmente. Hoy sabemos que hay demasiada información y que lo importante no es conseguirla porque está «a la mano de todos», lo importante es la forma como se comunique dicha información.

Hay personas que tienen muchas ideas valiosas pero las pierden en lo más profundo de su memoria, como el caso de la niña con las perlas, pero si las ideas se pudieran colocar en un hilo o en un collar, como las perlas, ese collar usted podría cargarlo siempre puesto y difícilmente se extraviarían, incluso si hay un terremoto. El collar es un modelo y las perlas son las ideas.

Hemos trabajado con esfuerzo y dedicación para que usted tenga en sus manos este collar y pueda disfrutar de las perlas que tiene su contenido. El collar es el libro, las perlas son las ideas que se expresan a continuación.

 Las personas buscan modelos

En mi experiencia como educador he visto muchos estudiantes que aprenden más de prisa que otros y lo hacen porque aprenden a través de modelos. Otros tardan más, quizás porque no tienen ningún modelo para organizar la información. También, en mi carrera como conferencista he visto que algunos compañeros conferencistas son excepcionales en lo que hacen, mientras otros no son tan impactantes con la audiencia. Todo esto se debe al modelo que utilizan para transmitir las ideas. He leído algunos libros sobre un mismo tema y he notado cómo un autor dice exactamente lo mismo que otro pero con diferentes palabras y la información es distribuida y organizada de diferentes formas, pero la información que más gusta y que es más fácil de aprender es la que tiene un mejor modelo, un modelo sencillo y fácil de comprender.

Mientras más sencillo y accesible sea el modelo, más fácil será el aprendizaje.

Un modelo es un patrón, una estructura, es en esencia la forma cómo están organizados los contenidos. La sistematización de contenidos en este caso. Mientras más sencillez, mejor comprensión. En mis años de estudiante de pregrado uno de los mejores profesores que tu ve, siempre que alguien intervenía en su clase para agregar algo o realizar algún aporte, él enfatizaba diciendo: «Explícalo como si yo fuera un niño de preescolar o como si la explicación fuera para tu abuela». En pocas palabras, había que transformar lo que se iba a decir, a la manera más sencilla posible. Es te profesor decía también: «Si lo que vas a decir puede comprenderlo un niño de cinco años, entonces el trabajo está hecho». El objetivo fundamental cuan do se explica algo a alguien no es tratar de lucir sabio, sino procurar que se comprenda al máximo.

He visto con tristeza como hay personas que desean parecer sabias y cuando explican algo, hablan al público o les toca dar un discurso utilizan un tecnicismo exagerado que lo que hace es enredar a quien le escucha. La sabiduría verdadera está en hacerse entender y explicarse con facilidad.

A través de esta rápida lectura usted va a experimentar con un modelo muy sencillo que le va a permitir mejorar su oratoria, preparar cualquier tipo de presentación ante las personas y no sólo eso: también al seguir y ejecutar los pasos acá explicados, usted puede asegurar el éxito en cualquier escenario y en cualquier tipo de presentación oral.

Lo más importante es que cargará este collar lleno de perlas dondequiera que usted vaya.

Después de participar en eventos donde estuve como observador, eventos educativos, de liderazgo político, investigación, crecimiento personal y profesional, motivación, ventas y hasta religión, mi amigo al que nombraré de ahora en adelante como El Genio de la Oratoria y yo pudimos sacar muchas ideas interesantes; esas ideas son valiosas, son perlas que si se dejan por allí pudieran perderse, así que decidimos colocarlas en un collar para que no se extravíen, como en el caso de la niñita. Por eso escribimos este libro, para que sirviera como un collar que guarda estas hermosas y valiosas ideas.

«Todo debe hacerse lo más sencillo posible, pero no más simple». «Si tu intención es describir la verdad, hazlo con sencillez y la elegancia déjasela al sastre». «No entiendes realmente algo a menos que seas capaz de explicárselo a tu abuela». Albert Einstein…

CONTINUAR LEYENDO…

¿Deseas un ejemplar? ¡Pídelo y te lo enviamos a domicilio!

Con gusto te atenderemos 02125251705 y 0426 4090282

comprar ahora